Palos en las ruedas

Soy muy práctico. No me gustan las cosas que no sirven para nada. No me gusta carecer de objetivos. No me gusta las personas que no tienen objetivos.

Pero los que menos me gustan son aquellos que no quieren que los demás tengamos objetivos, ni que los alcancemos ni, sobre todo, que disfrutemos del camino hasta llegar a ellos.

Por eso ponen palos en las ruedas sin importarles la ilusión y el trabajo de los demás. Llegan a inmolarse con tal de dificultar tu avance. Ilusos. Para tí será un simple desvío, un traspiés o un pequeño retraso en tu planificación, tú sabes dónde quieres llegar, sabes que lo conseguirás tarde o temprano.

Mira alrededor y mira dentro tuya. ¿Sabes ya cuál es tu objetivo?

Dime, ¿Cómo cambiarás el mundo?

Foto: gatogrunge en Flickr
Related Posts with Thumbnails
top