Regreso al futuro



En pocos días inicio una aventura que me llevará a Estados Unidos donde no voy desde hace siete años. Es un país que me gusta visitar y en el que, entre otros placeres, disfruto un montón analizando la sociedad y las personas. Es como anticiparte a las modas, servicios y conductas que veremos en España en los siguientes años. Por ello el título del artículo.

En particular, y relativo a la temática de este blog, mis estancias en los USA han sido toda una escuela acelerada de Internet. Estuve en el año 96, cuando AOL dejaba en los buzones kits de conexión a Internet con minutos gratuitos y en España todavía teníamos Infovía. Tuve ocasión de vivir en directo los problemas que causa la adicción a Internet y, en este caso, a los chat y comparar los medios de los que disponía cualquier residente frente a la rudimentaria infraestructura española o simplemente visitar una Universidad (St Louis University) y compararla con la mía (Universidad Politécnica de Madrid).

Volví en el 2000 por trabajo y conocí el poder y la comunidad que se acumulaba alrededor de los juegos en red de "realidad persistente". Fue una visita fugaz, pero de nuevo veía ampliamente extendidas cosas y formas de pensar que en España todavía eran cosa de unos pocos frikis. Alguno dirá que frikis como yo, no lo negaré.

En el 2001, gentileza de Iban y Maya, tuve oportunidad de estar en San Francisco y ver como Internet ayudaba a dos recién llegados a hacer su vida más fácil, desde comprar un coche a encontrar un equipo para jugar al baloncesto. Cuando en España todavía usábamos Internet como algo accesorio, en USA formaba parte de sus vidas, y ninguno de los dos tenía formación técnica. Nativos digitales frente a autodidactas de la red.

Ahora me toca volver. Esta vez Internet ha sido protagonista en la comunicación con mis "contactos" (gracias Skype) y me ha permitido comprar los billetes, conseguir hoteles, alquilar coche, ver los sitios donde voy a ir (gracias google maps) incluso anticipar las compras o los sitios donde quiero comer o cenar.

Pero supongo que la sorpresa la tendré una vez allí. No se si será la wifi gratuita de los hoteles o ya en casa de Jose y Gaby. Como buena sorpresa, no soy capaz de adivinar las "lecciones" a aprender, pero seguro que son interesantes.

La globalización ha unificado muchas cosas, pero en USA siguen yendo por delante en Internet. Ellos la inventaron y, como ya comentaba Martin Varsavsky, ellos saben sacar lo mejor de ella.

Os mantendré informados.
Related Posts with Thumbnails
top